Día Mundial Meteorológico, 70 Aniversario de la OMM

CDMX 23 de marzo  del 2021.-Contra viento y marea, la Organización Meteorológica Mundial (OMM) llega a los 70 años de edad y festeja este 23 de marzo el Día Meteorológico Mundial con el magno concurso fotográfico “El océano, el clima y el tiempo”, lema de la celebración 2021.

Las oficinas de esta agencia en Ginebra, Suiza, ha recibido más de 1,100 fotografías de todo el mundo que registran el espectacular comportamiento de tres gigantes: el océano, el clima y el tiempo.

Desde 1873, la instancia había operado como Organización Meteorológica Internacional en Viena, Austria, pero adoptó en 1950 el nombre que representan las siglas OMM al adherirse a la Organización de las Naciones Unidas.

Durante sus siete décadas, la existencia de la OMM se ha inspirado en facilitar la cooperación mundial para crear redes de estaciones que efectúen observaciones meteorológicas, hidrológicas y geofísicas, y ha favorecido la creación y mantenimiento de centros encargados de prestar servicios meteorológicos y otros servicios conexos, como lo es el Servicio Meteorológico Nacional, creado en 1877 como Observatorio Meteorológico y Astronómico de México.

La OMM se encarga asimismo de fomentar la creación y mantenimiento de sistemas para el intercambio rápido de información meteorológica y conexa, así como de asegurar la publicación uniforme de observaciones y estadísticas.

De igual forma ha abogado por intensificar la aplicación de la meteorología a la aviación, la navegación marítima, los problemas del agua, la agricultura y otras actividades humanas, y ha fomentado la hidrología operativa, además de proseguir una estrecha colaboración entre los servicios meteorológicos e hidrológicos.

Una tarea más ha sido fomentar la investigación y enseñanza de la meteorología y materias afines, y se ha empeñado en coordinar actividades internacionales en ese rubro.

El imparable cambio climático provoca fenómenos meteorológicos y climáticos que ocurren cada vez con mayor frecuencia e intensidad e impactan a más personas y a los ecosistemas, por lo cual el ente meteorológico de la ONU busca asegurar la cooperación de las naciones.

Reflejo de esa cooperación es el concurso de fotografía que convoca desde 2014 para el calendario de la OMM, y que ha ganado prestigio y reconocimiento, por lo cual, en un año ensombrecido por la pandemia de COVID-19 y con crecientes impactos del cambio climático, la participación de quienes desde todos los confines del planeta han enviado instantáneas de océanos, clima y tiempo, es motivo de gratitud por parte de la OMM.

De las más de 1,100 fotografías recibidas, 13 serán seleccionadas para ilustrar el calendario conmemorativo de los 70 años de la OMM, en cuyo sitio electrónico se publicará, lo mismo que en el sitio web y redes sociales de la organización. Además de que ocuparán un lugar destacado en las celebraciones del Día Meteorológico Mundial 2021.

El cambio climático obliga a realizar cambios incluso en la OMM. La comunidad científica atmosférica mundial advierte que este fenómeno es real e impacta en los ciclones tropicales.

La aseveración toma sentido en una decisión de la OMM que acordó muy recientemente dejar de utilizar letras griegas cuando el Océano Atlántico rebase la lista de 21 nombres que tiene para la temporada anual de ciclones, ya que ha resultado confuso enfocarse más en la letra griega que en el peligro de la tormenta, además de que en 2020 causó problemas nombrar ZetaEta y Theta a tres ciclones porque su sonido era similar.

Otra razón de sacar de la lista rotativa los nombres DorianLauraIota y Eta es la muerte y destrucción que causaron los eventos bautizados con esas denominaciones

El alfabeto griego sólo se había utilizado dos veces en 2005 y nueve veces en 2020, en una temporada récord de huracanes, por lo que se determinó que a partir de este año, si hay más de 21 tormentas en el Atlántico, las siguientes se incluirán de una lista adicional: AdriaBraylenCaridadDeshawn y Will. En el Pacífico Oriental la lista complementaria inicia con Aidan y Bruna y termina en Zoe.

Por su parte la Oficina Nacional de Administración Oceánica y Atmosférica (NOAA) de Estados Unidos recalcula una temporada de huracanes promedio, ya que la nueva temporada “normal” tendría 19% más tormentas nombradas y huracanes grandes.

Expertos reconocidos piden a los meteorólogos reconsiderar cómo les advierten a las personas sobre tormentas más intensas y lluviosas en el contexto del calentamiento global.

Lo anterior porque este parece haber llegado para quedarse y crece inexorable sin que se logren esfuerzos suficientes y concertados para frenarlo. He aquí un reto mayúsculo no sólo para la OMM, ni exclusivo de los servicios meteorológicos nacionales, sino para la totalidad de quienes poblamos el planeta: los fenómenos meteorológicos constituyen peligros reales para la sobrevivencia humana.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *