Mazurkas y nocturnos de Chopin interpretará el pianista Claudio Herrera, en el Munal

CDMX a 20 de febrero de 2020 (Noticias México).- De las más de 50 mazurkas que compuso Federico Chopin, el pianista Claudio Herrera interpretará siete, las cuales alternará con cinco nocturnos del mismo compositor polaco, en el marco del ciclo El arte del piano que organiza la Secretaría de Cultura y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL) a través de la Coordinación Nacional de Música y Ópera.

Es un programa que va a gustar mucho, expresó el pianista, integrante del grupo Concertistas de Bellas Artes, al señalar que el recital que brindará en el Salón de Recepciones del Museo Nacional de Arte el sábado 22 de febrero, a las 11:30 horas, lo integran piezas de Chopin, considerado el mejor compositor de música para piano.

Indicó que las mazurkas son piezas importantes en el repertorio de Chopin, “son las obras que más creó desde temprana edad hasta el final de su vida, incluso dejó una inconclusa. Estas composiciones reflejan los estados de ánimo y la trayectoria que tuvo como artista”.

La mazurka es una obra muy nacionalista, deriva de mazuroberek y kujawiak, tres de las danzas más populares de Mazovia, de donde Chopin era originario. Compuso 56 mazurkas entre 1826 y 1849, siendo el género más amplio de su repertorio. En una carta Chopin escribió: “En mi piano no escuchó más que mazurkas”.

Herrera comentó que para darle un cambio emocional al concierto alternará las mazurkas con nocturnos, que es la parte más romántica de Chopin, presentando dos vertientes del compositor.

El programa que interpretará Claudio Herrera inicia con Nocturno núm. 1, Op. 9, continúa con Mazurka núm. 4, Op.17Nocturno núm. 2, Op. 9Mazurka núm. 3, Op. 33Mazurka núm. 4, Op. 33Nocturno núm. 1, Op. 27.

Chopin compuso los Nocturnos Op. 9 entre 1830 y 1831, siendo el núm. 2 una de las piezas más icónicas de su obra. Entre 1833 y 1836 escribió los Nocturnos Op. 27, los cuales fueron dedicados a Teresa de Appony, una diletante cercana a Chopin.

La siguiente parte del programa comienza con Nocturno, Op. 55 núm. 1Mazurkas, Op. 24 núms. 1 y 4Mazurka, Op. 30 núm. 4Mazurka, Op. 59 núm. 3Mazurka, Op. 63 núm. 3, para finalizar la obra póstuma Nocturno, Op. 72.

Claudio Herrera nació en la ciudad de Durango donde inició su formación musical para continuar en la Ciudad de México. Posteriormente viajó a Francia para estudiar piano, música de cámara y dirección orquestal en el Conservatorio Nacional de Nancy. Realizó estudios de perfeccionamiento en el Conservatorio Nacional Jacopo Tomadini de Udine, Italia. Estudió repertorio ruso, dirección de orquesta y pedagogía pianística en el Instituto de Arte de Járkov, Ucrania, con Sergei Polusmiak. Fue laureado en el Concurso Internacional de Piano Gian Battista Viotti, en Italia.

Se ha presentado en los principales escenarios de México como solista, con orquesta y en dúo con su hermana Salomé Herrera. Ha ofrecido clases magistrales en diversos países de Europa, Asia y África, Centro, Sudamérica, Caribe y Estados Unidos. Se presentó en el Weill Recital Hall de Carnegie Hall de Nueva York.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: